jueves, 28 de febrero de 2013

La llave


Quiero pensar

que has dejado en mi mano
la llave que abre
el pensamiento ponderado,
la misma que cierra
el vínculo material
de la existencia.

Dejo atrás la empírica 

demostración de las ideas,
buscando la geometría
de tu esencia infinita,
el peso sin medida
de nuestra evolución.

Concibo la intuición

como recurso integro
del conocimiento velado,
paralela realidad
que transita a mi lado
dejando señales arduas
que no  puedo descifrar
con el simple hecho 
de observar.


El tiempo
ya no es nuestro enemigo,
está  detenido en el siempre,
dimensión elemental
que nos mantiene
indivisibles.

El espacio

ya no es la distancia,
ha extendido su vacío,
condición universal
que nos mantiene
comprimidos.

He dejado de pensar,

tan sólo quiero contemplar...



Pintura de Edgar Noé Mendoza  Manzillas, México 1967.




2 comentarios:

  1. La vida la genera un código que lo hace posible el poder de la inteligencia

    ResponderEliminar