domingo, 31 de marzo de 2013

Lacónico


He dejado a la tristeza
mirando al mar de la desolación
y he regresado sin pausas
y sin remordimientos.
Cabe esperar que algún día
entiendas que el canto de sirenas
es el latir de este pobre corazón.


Pintura acrílico sobre lienzo de Chucke E. Bloom, Ohio (EEUU) 1969.

No hay comentarios:

Publicar un comentario